Nacionales

12 años y 12 sentencias que han marcado la constitucionalidad dominicana

Desde el 2011, se han sentado precedentes con sentencias trascendentales destinadas a proteger y consolidar los principios esenciales de la Constitución y de los derechos fundamentales.

 

Las decisiones han sido emanadas por el Tribunal Constitucional que en sus 12 años de funcionamiento ha dictado 7,140 sentencias, vinculadas, además, al debido proceso, la seguridad nacional, función pública, partidos políticos, medio ambiente y la salud entre otros aspectos.

 

Las sentencias han marcado a la sociedad dominicana, y 12 de ellas se han destacado por estar entre las más emblemáticas, como la emitida el 9 de mayo del 2012, que favoreció las pensiones en uniones consensuales y matrimoniales.

“Tendrá derecho a pensión el o la sobreviviente de un matrimonio o de una unión marital de hecho con por lo menos un año de duración, salvo el caso de que hayan engendrado hijos o que el fallecimiento hubiere sido causado por un accidente o por las causales del artículo 247”, determinó el tribunal.

 

Casi un año después, el 15 de abril del 2013, se impuso el derecho a la educación. Mediante sentencia, el TC destacó la prohibición de expulsar, en el transcurso del año escolar, a los niños, niñas y adolescentes de los centros educativos por falta de pago de los padres, la cual no está impuesta a los profesores, sino a los centros de enseñanza, protegiéndose con ello el derecho a la educación y evitando que los niños sean usados como medio para constreñir a los padres a cumplir con su obligación de pago.

 

Ese mismo 15 de abril, reconocieron la imprescriptibilidad de la reclamación judicial de filiación, respecto al apellido del padre, un derecho fundamental tutelado en la Constitución de la República.

El 17 de septiembre del 2013, los magistrados se pronunciaron en materia medio ambiental, al confirmar la sentencia que ordena la suspensión de la explotación minera en Loma Miranda.

 

El 23 de septiembre de 2013, los jueces se refirieron al derecho a la nacionalidad, con una sentencia que reafirmó la validez del aspecto de la Constitución del 20 de junio de 1929, que excluye de la nacionalidad dominicana por ius soli a los hijos e hijas nacidos en el país de padres extranjeros en tránsito.

 

En este caso, el TC advirtió que “no se puede invocar la existencia de derechos fundamentales provenientes de una actuación administrativa errónea, ya que la función garantista no puede ser puesta al servicio de la subsanación de actuaciones jurídicas inconstitucionales, por más que el error haya perdurado en el tiempo”.

 

Otras sentencias

El 16 de abril del 2015, los jueces constitucionales declararon inconstitucional la prerrogativa de la Ley 1306 sobre Divorcio que exigía a la mujer divorciada esperar 10 meses para poder casarse de nuevo.

 

El 4 de abril del 2016, se anularon disposiciones de la Ley 6132 sobre Expresión y Difusión del Pensamiento, que penalizaban la difamación e injuria a través de los medios de comunicación.

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba