Belleza

Cómo solucionar unas cejas poco pobladas naturalmente

Remedio con aceite de ricino

Una vez hayamos tenido en cuenta la relación de las cejas poco pobladas con cualquier trastorno, valorando otros posibles síntomas, podemos recurrir a un antiguo remedio muy efectivo para hacer crecer el vello abundante con aceite de ricino o de castor.

Este aceite vegetal de textura densa que se ha usado durante décadas como purgante tiene también reconocidas propiedades para estimular y fortalecer el crecimiento del pelo, las cejas, las pestañas y las uñas.
¿Cómo lo aplicamos?
Cuando hayamos conseguido el aceite de ricino, de venta en farmacias, procederemos a aplicarnos este remedio cada noche. Necesitaremos el aplicador de una máscara de pestañas antigua que ya no usemos.

Por la noche, antes de acostarnos, nos desmaquillaremos y lavaremos la cara.
Sumergiremos el aplicador de máscara de pestañas limpio en el aceite de ricino y peinaremos las pestañas desde la parte interna hasta la externa.
Repetiremos de 3 a 5 veces y nos dejaremos el producto aplicado toda la noche.

En una o dos semanas ya empezaremos a notar los increíbles cambios, pero debemos ser constantes para conseguir unas cejas más pobladas.

Si lo deseamos, podemos aprovechar para aplicarnos el aceite de ricino también en las pestañas, para conseguir que se vuelvan más largas y gruesas.

Mientras nuestras cejas crecen y se fortalecen no debemos menospreciar los efectos de una buena depilación profesional que nos ayude a disimular las partes con menos vello y a darles una forma adecuada según nuestros rasgos faciales.

Hoy en día se llevan cejas más naturales, ni demasiado finas ni demasiado gruesas, con la parte interna un poco más tupida y natural, arqueadas y más finas en la parte externa.

Según esta tendencia, una buena profesional nos podrá ayudar a darles una forma bonita y natural.

Peinarlas y dibujarlas

Muchas mujeres que se depilaron demasiado las cejas ahora se ven obligadas a pintárselas. Hace unos años nos parecía algo anticuado y exagerado.

No obstante, ahora se ha puesto de moda pintarlas de manera discreta y difuminada para resaltar los ojos y dar diferentes matices a la mirada.

Cada vez se venden más lápices para cejas, que deben ser de un color ligeramente más claro. Las pintaremos de manera discreta y difuminada, ayudándonos también de un peine especial para cejas.

Si no tenemos estos lápices también podemos usar un delineador, pero deberá ser siempre del color adecuado para que el resultado sea natural.

Recuerda que es muy importante tener en cuenta la forma del rostro y de los ojos para resaltar tus rasgos y disimular los defectos.

Mostrar más

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba