Económicas

Conep elige nuevo presidente en unas elecciones donde “por la plata vale el voto”

“Que gane el mejor y repito, es una competencia entre amigos, entre colegas y gente que quiere lo mejor”, dijo Celso Marranzini, presidente de la comisión electoral.

SANTO DOMINGO-. El Consejo Nacional de la Empresa Privada (Conep) elige este miércoles a su nueva junta de directores, en un escenario atípico con dos planchas en disputa: La que encabeza su actual presidente y quien busca su tercera elección, Pedro Brache; y Ligia Bonetti, presidenta de Grupo SID.

“División no hay ninguna, lo que hay es interés de uno y otro por ganar”, adelanta el empresario Celso Marranzini, quien funge como presidente de la comisión electoral que organiza estas elecciones. “Al minuto después de las elecciones, seguimos siendo lo que somos: amigos de toda la vida, clientes, relacionados, parientes… La única diferencia (con otras elecciones) es que hay dos planchas, para que no nos escandalicemos, ni nos preocupemos”.

Lo simple se complica cuando se analizan los estatutos del Conep. Y es que solamente para las elecciones de su Junta Directiva, las empresas y gremios miembros que más aportan a la institución tienen más votos. En la práctica, podría definirse todo sobre los que más dinero le dejan al CONEP, aunque no necesariamente refleje a la mayoría de sus miembros.

“Para la elección de la Junta de Directores, los miembros de la Asamblea tendrán un número de votos proporcional a sus contribuciones económicas” reza el artículo 37 de los estatutos, donde las asociaciones cúpulas sectoriales nacionales tienen cinco votos, lo mismo que las empresas tipo A. Y así sucesivamente: las asociaciones regionales emiten tres votos y las de productos específicos, dos votos. Las empresas tipo B, emiten cuatro votos, las tipo C, tres, las empresas tipo D, dos votos y las tipo E, un voto. Esta modalidad solamente se toma en consideración para las elecciones de la junta directiva, para otras decisiones, un miembro tiene un voto.

El Conep está integrado aproximadamente por 51 asociaciones, con unos 146 votos, y 54 empresas, con 194 votos. Para que se tenga una idea de la concentración -y desigualdad- que materializa esta modalidad de elecciones, se estima que solamente 23 grandes compañías tienen derecho a 115 votos, y las restantes 31, que obviamente son las más pequeñas, tienen 79 votos. Así sucede también en los gremios, 20 asociaciones emiten 80 votos, y 33 asociaciones tienen 66 votos, según estimaciones.

Aquí un buen ejemplo de lo que en la práctica sucede: La Asociación Dominicana de Administradores de Riesgos de Salud (ADARS) tiene seis miembros (Humano, Palic, Universal, Simag y Monumental), y por su contribución económica, cinco votos. Y la Confederación Dominicana de las Pequeñas y Medianas Empresas (Codopyme), que prácticamente representa al 98% del total de empresas en el país, tiene solo dos votos.

Así, evidentemente el candidato que tenga la mayor concentración de grandes empresas o gremios estaría ganando la contienda de este miércoles.

Las Planchas

La Junta de Directores que será votada en las elecciones la componen 23 personas: un presidente, tres vicepresidentes, un secretario, vicesecretario, un tesorero, y un vicetesorero, además de 15 directores electos cada dos años, que tienen la obligación de reunirse una vez por semana.

Mostrar más

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba