Editorial

Educación electoral

La Junta Central Electoral está trabajando intensamente para cumplir con el calendario que ha adoptado para el proceso electoral. Se trata de una dinámica laboral complicada, sobre todo por los cambios que se derivan del nuevo marco legal que rige el proceso electoral, así como por las nuevas tecnologías que se han incorporado, combinadas con prácticas tradicionales como son el voto electrónico y el voto con boletas impresas.

Esa complejidad hace necesaria que la JCE ponga en marcha una campaña de educación a través de los medios de comunicación masiva, de modo que el electorado se haga de una idea clara de cómo votar de forma automática o mediante la boleta, de forma tal que se evite en lo posible el voto nulo por error.

La población debe acudir a las mesas electorales con una adecuada orientación del proceso de votar para esta ocasión. La urgencia de una campaña educativa se hace mayor, además, por el poco tiempo que media entre la fecha de ahora y la fecha de la primera votación que será a mediados de febrero con las elecciones municipales, que por lo demás son las más complejas para el elector.

Esa urgencia hace imperiosa la necesidad de que la Junta prepare e inicie  una campaña educativa de cómo deberán votar a nivel municipal los electores para que no anulen su voto. Los medios de comunicación, a través de variados programas de opinión, están señalando la urgente necesidad de esta acción educativa de parte del órgano electoral. Qué se le haga caso.

¡Qué no se pierda el tiempo  en la campaña de educación electoral!

Reflexión sobre un crimen

Los medios de comunicación con mucha frecuencia se hacen eco de los crímenes horrendos que se van sucediendo en el país y que sacuden la conciencia nacional. El último de esos hechos ha sido el asesinato y violación de una niña de cuatro años en una comunidad de este municipio de Santiago.

La policía ha sido diligente en este caso y ya ha identificado a dos jóvenes como los autores de ese horripilante crimen, aunque falta conocer una serie de elementos para bien contextualizar el hecho.

El crimen nos habla del grado de descomposición social y moral al que ha llegado una sociedad que ha visto cómo sus instituciones primarias como la familia, la escuela, la vecindad y las autoridades se han descompuesto en su composición y estructura, dejando de cumplir con la función de protección, educación y formación de la personalidad social de sus miembros, y dando lugar a individuos también descompuestos e incapaces de desarrollar un comportamiento socialmente aceptable, a causa de una mala formación que los lleva a ser sociópatas y crueles criminales.

El hecho también forma parte del fenómeno de la violencia que se pone en evidencia en las múltiples formas que adopta el problema de la criminalidad y la delincuencia, que corroe la paz social y la convivencia humana en el país.

El país no hace mucho con satisfacerse con el crecimiento estable de su economía, si en la sociedad se están presentando realidades tan lamentables y pesadumbrobosas como ese crimen de la niña de Las Charcas de Santiago.

¡Qué se sacuda la conciencia nacional!

Mostrar más

Publicaciones relacionadas

Mira también
Cerrar
Botón volver arriba