Editorial

Hora de sensatez

Sin lugar a dudas esta ha sido una semana horrible para el Gobierno y el Partido de la Liberación Dominicana.

Le han tomado las calles, hablan las cacerolas a todas horas y sus dirigentes parecen sin argumentos para contrarrestar la ofensiva de la oposición y de otros grupos organizados.

Ni siquiera han reaccionado a la propuesta del Consejo de la Empresa Privada de un diálogo político para salir del impasse creado por la suspensión de las elecciones.

La Junta Central Electoral, aunque tomó en la semana las decisiones correctas, no parece haberse librado todavía de las iras de un sector de la oposición que pedirá su cabeza aunque realice unas elecciones impecables en marzo, pues ya la consigna es que sus actuales integrantes no hagan las elecciones de mayo.

Es evidente que la continuación de la crisis beneficia a la oposición y perjudica al Gobierno, pero sobre todo, hace daño al país en términos económicos.

Ojalá las fuerzas de la sensatez primen en esta hora, pues lo que está en juego es más que unos comicios y el prestigio de varias personas.

Mostrar más

Publicaciones relacionadas

Mira también
Cerrar
Botón volver arriba