Destacada

Medio español dice arzobispo Ozoria y Príamo Tejeda sabían lo del obispo Benito Ángeles agredió sexualmente menor de 14.

Santo Domingo.-Sorpresa y extrañeza ha despertado en algunos sectores de la sociedad dominicana la información de que el obispol auxiliar arquidiócesis de Santo Doomingo Ramón Benito Ángeles Fernández está siendo investigando por el Vaticano por una presunta agresión sexual contra un menor cuando cuando se encontrba en el Seminario Menor de La Vega, provincia de la que es oriundo y donde se ordenó como sacerdote.

La información la publica en su portada y con carácter de exclusividad el medio español InfoVaticana, especializado en cobertura de noticias de la Iglesia Católica, asegurando que la investigación se inició en 2028, un año después de la consagración como obispo de Ángeles Fernández, en la actualidad se despeña, además, como rector de la Universidad Católica de Santo Domingo desde el 2020.

InfoVaticana detalla que en la denuncia, que llegó tanto a la Congregación de la Doctrina de la Fe como a la Secretaría de Estado, sin que se conozca 6 años después sus resultados, como tampoco que se hayan producido sanciones contra el purpurado.

Detalla que en 1994 la víctima de 14 años de edad, que hoy tiene 30 y vive en los Estados Unidos, se acercó al Seminario Menor de La Vega. Allí habría sido abusado y habría tenido relaciones sexuales con Mons. Ángeles.

Se lo habría confesado a un sacerdote de confianza, que Infovaticana no identifica y que el religioso puso en conocimiento de la Nunciatura el caso mediante un detallado informe, al enterarse de que el nombre de Benito Ángeles Fernández había estado en diversas ternas para ser nombrado obispo.

Publica que la noticia de la existencia del informe llegó al conocimiento de Benito Ángeles, quien viajó, junto con el arzobispo de Santo Domingo, monseñor Francisco Ozoria, a Nueva York (lugar a donde se trasladó a vivir la víctima) en 2017, para «negociar» con él buscando una reconciliación y pedirle perdónpor lo ocurrido.

Asegura que en esas ¨negociaciones¨ también intervino el obispo emérito de Baní, Mons. Príamo Tejeda, el cual instó a la víctima a declarar ante el Nuncio para decir que lo hablado con el sacerdote que dio la voz de alarma habría sido en confesión y, por lo tanto, estaría sujeto al sigilo sacramental, como un modo de sellar la información para que esto implicara una violación del mismo, pero que tanto el abusado como el saceerdote afirmaron que la revelación no se produjo en medio de una confesión.

Resalta el medio, que la denuncia subraya que a pesar de todo esto, el arzobispo de Santo Domingo viajó a Roma para solicitar que Benito Ángeles fuese nombrado obispo auxiliar de su archidiócesis. Petición que fue concedida al ser nombrado obispo auxiliar en agosto del 2017 por el Papa Francisco y un año después llegó al Vaticano la denuncia.

InfoVaticana sostiene, que tras varios meses de investigación, ha podido confirmar por varias fuentes que el obispo auxiliar de la archidiócesis de Santo Domingo, Ramón Benito Ángeles Fernández está siendo investigado por el Vaticano por agresión sexual a un menor.

Caso bajo investigación

El periódico InfoVaticana detalla que durante estos meses de investigación, hemos tratado de ponernos en contacto con el acusado, pero sin éxito. Ni la archidiócesis de Santo Domingo ni la Nunciatura en Santo Domingo han puesto ninguna facilidad para poder preguntarle al obispo Benito Ángeles por esta acusación.

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba