Opinión

No se cambia de caballo cuando se está cruzando un río

He escuchado por más de 40 años el dicho de que “no se cambia de caballo mientras se está cruzando un rio” y muchos se la atribuyen al Dr. Joaquín Balaguer cuando lo usó  para las elecciones de 1970 cuando aspiraba a reelegirse como presidente de la república dominicana posteriormente se supo que era autoría de un cuento de un aldeano Holandés que yendo de viaje, le decía a sus acompañantes que no es bueno cambiar de caballos cuando se está vadeando un río».  También Abraham Lincoln hizo suyo ese dicho en la convención demócrata celebrada en Baltimore en 1864 para justificar su reelección como presidente de los Estados Unidos de América en una época de postguerra.

La historia política registra que Balaguer al referirse a ese dicho del cuento del aldeano holandés mantuvo unido al partido reformista y ganó las elecciones de ese año de 1970 a cinco años después de haberse llevado a cabo la guerra de abril y, en el caso de Abraham Lincoln también ganó las elecciones del año 1864 convirtiéndose la victoria de ambos líderes en frase lapidario basado en ese dicho y que se convertiría en una profecía para aquellos partidos políticos que la ignoraran.

Hay otros episodios relevantes que pudieran mencionarse relacionado con el dicho del aldeano y cabe mencionar los ocurridos en la política dominicana como la división del Partido Revolucionario Dominicano(PRD) liderado por Juan Bosch, hecho ocurrido en el año 1973 y que dio origen al Partido de la Liberación Dominicana (PLD), impidiendo que ambos partidos perdieran las elecciones presidenciales y congresuales del año 1974, obteniendo la victoria el Dr. Joaquín Balaguer con el Partido Reformista(PR) por causa de una división del partido revolucionario dominicano.

Una nueva división del Partido Revolucionario Dominicano de manera parcial se llevó a cabo en el año 1985-86 por las contradicciones políticas entre el expresidente Jacobo Majluta y el Dr. Salvador Jorge Blanco presidente de la república dominicana 1982-1986 y de nuevo bajo esas mismas circunstancias donde imperó el germen de la división por apego al poder y la creación de grupos dentro del partido y, es así como resurge el gobierno del Dr. Joaquín Balaguer 8 años después, por un periodo de 10 años (1986-1996).

Hay que saber, que un río no se cruza por cualquier lugar. Para ello se utilizan los vados que no son más que las partes menos profundas por las que se puede pasar a pie o cabalgando y que además presentan las márgenes rbajadas para facilitar la entrada y salida. Eso fue lo que no planificaron los líderes del Partido de la Liberación Dominicana: pasar por los vados a la vista – no buscar en la profundidad; se cambió de caballo en medio del río, parece que se metió por la parte más estrecha, pero más profunda cumpliéndose así una vez más la profecía del dicho del cuento del aldeano holandés.

Todos conocemos la historia que causó la derrota del PLD en las elecciones del 05 de julio del 2020. Su principal causa fue la salida del Dr. Leonel Fernández de las filas del PLD y su renuncia como presidente de la organización alegando él como basamento un fraude en las primarias del 06 de octubre. Los escenarios se escenificaron en las plenarias celebradas en los preparativos del Congreso en el año 2013 cuando a la entrada del salón de las planarias hubo una fuerte ovación a favor de Leonel Fernández y pocos aplausos a Danilo Medina. Hay que admitir que el hecho fue imprudente.

Un antecedente no menos importante fue la entrada al ruedo electoral de 6 precandidatos a lo interno del partido que habían acordado elegir dentro de ellos el candidato más aventajado según encuestas y que enfrentaría a Leonel Fernández en las primarias, que luego más tarde tuvieron que ceder ante los alegatos de que no habían prendido sus candidaturas y fue sugerido por la alta dirigencia del comité político un nuevo candidato el cual lo fue el Lic. Gonzalo Castillo. No hay dudas de que estos últimos hechos removieron los estamentos del PLD y se considera el segundo factor que aportó la derrota al pld.

La lucha por el poder político se trasladó al comité central y el comité político y allí se distanciaron los dos líderes por la lucha de poder a lo interno del partido y cada vez que pasaba el tiempo se ahondaron las diferencias políticas entre ambos líderes lo que se había diseminando en los comités provinciales, municipales y comités de intermedios y finalmente arropó las bases del partido,  lo que desencadenó un antagonismo de cara a la celebración de las primarias del 06 de octubre y finalmente concluyó con la división del partido saliendo de sus filias el Dr. Leonel Fernández por haberse considerado aplastado por el poder y alegando un gran fraude en las primarias.

Concluyó refiriéndome al mismo dicho de que no se debe cambiar de caballo mientras se está vadeando un río y en el caso que nos ocupa hubieron más de tres intentos para elegir el caballo que cruzaría el río y al final las aguas se habían hinchado e inundado todo, rebosando el cauce y aunque el caballo era fuerte, le fue imposible vadear el río.

of-am

Mostrar más

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba