Editorial

Se desbordó

La crisis por el Covid-19 ha desbordado el sistema hospitalario dominicano. Use la palabra que quiera, lo cierto es que en este momento es un problema conseguir una cama en un hospital y peor si requiere un cupo en una unidad de cuidados intensivos.

El Estado se ha quedado rezagado en antender la necesidad de aplicar pruebas diagnósticas PCR para las personas con síntomas de Covid-19 o que hayan estado en contacto con contagiados.

Literalmente es surrealista lo que le ocurre a la gente que necesita hacerse una prueba para la confirmación de si tiene o no el virus.

Hay quienes pasan horas al teléfono, durante varios días, para finalmente conseguir una cita en uno de los laboratorios privados y cuando finalmente lo logran tienen que esperar hasta una semana.

Se puede afirmar que, literalmente, no hay disponibilidad de camas en emergencias o unidades de cuidados intensivos para los enfermos de Covid. Ya personas empiezan a morir por esta causa.

Sabemos de personas que han tenido que ser entubados por varios días en camillas de salas de emergencias a espera de que se desocupe una cama en la Unidad de Cuidados Intensivos del centro asistencial.

La situación por el Covid-19 ha pasado a ser crítica y empeorando.

De las más de seis mil personas infectadas en esta semana que recién concluye, decenas pasarán a requerir servicios de una unidad de cuidados intensivos, lo que podría agravar la situación actual.

El Gobierno no puede bajar la guardia y la ciudadanía tampoco puede relajarse frente a un enemigo que, como el Covid-19, ha demostrado ser letal y de fácil propagación.

Mostrar más

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Mira también
Cerrar
Botón volver arriba