Belleza

Tips para evitar manchas de lápiz labial en tus dientes

No hay situación más embarazosa que pasar al tocador después de haber estado platicando y riendo durante toda la velada, para mirarse en el espejo y comprobar -con espanto- que tus dientes están manchados de lápiz labial. Casi con desesperación, limpias esos horrendos restos de carmín de tu dentadura y vuelves a la mesa muerta de vergüenza y pensando: ¿Por qué nadie me avisó?

Lo primero que hay que tener en cuenta es que los labios deben estar bien cuidados. Para ello, debes exfoliarlos con frecuencia para eliminar restos sueltos de piel y células muertas. Lo puedes hacer con algún producto específico o de manera casera, poniendo un poco de crema humectante y azúcar sobre tus labios, para luego frotar muy suavemente.
Hidrata siempre tus labios con un bálsamo y espera unos minutos para que se absorba.
Si vas a maquillarte con colores oscuros, lo ideal es delinear el contorno para corregir imperfecciones. Puedes rellenar tus labios con el mismo lápiz perfilador para que actúe de pre base.

Aplica el labial directamente desde la barra o con un pincel para lograr que quede más parejo.
Para retirar el exceso, coloca tu dedo índice en la boca, presiónalo con los labios y tira rápidamente hacia afuera. El producto sobrante quedará en el dedo, evitando así que se manchen tus dientes.
Otro método que puedes poner en práctica es colocar un pañuelo de papel entre los labios y presionar varias veces para que absorba el pigmento que queda en la parte interna de la boca.
Lleva siempre un espejo de mano en la cartera para chequear que el make up esté en su lugar. Si notas que el labial se corrió hacia tus dientes, ni se te ocurra hacer muecas extrañas con la boca para quitarlo. Lo que corresponde es que vayas al tocador para corregir cualquier eventualidad.
Ten en cuenta que los tonos oscuros deben ser aplicados con prolijidad y nunca a las apuradas ni en un vehículo en movimiento.

Mostrar más

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba