Opinión

Venus y Fomalhaut

Ramón Cáceres Almonte

Si miramos hacia el Oeste, después de la puesta del Sol, digamos a las 7 y 30 de la noche, es apreciable el planeta bien brillante, Venus; y, un poco a la izquierda del mismo, la estrella Fomalhaut, también  brillante.

El 13 de noviembre de 2008 se anunció el descubrimiento de un planeta extrasolar, denominado Dagón, en órbita en el límite interior del anillo circunestelar de esta brillante estrella. Fue el primer planeta extrasolar observado en el espectro visible, lo que se llevó a cabo con el telescopio espacial Hubble. La existencia del planeta había sido predicha en 2005 a partir de la deformación observada en el cinturón de escombros, el cual no estaba centrado en la estrella. No obstante, el planeta no pudo ubicarse sino hasta mayo de 2008. El espectro visible, ya que lo mencionamos, es aquella porción donde las ondas electromagnéticas del mismo, son recibidas y captadas por nuestro cerebro a través de la retina, en donde se localizan los conos y bastones- Los bastones se ocupan de la visión periférica y se encuentran fuera de la parte central de la retina. Son muy numerosos –casi 120 millones–, y son responsables de la visión nocturna porque son muy sensibles a la luz de baja intensidad, es decir que son responsables de las tonalidades de grises, mientras que los conos son los responsables de que veamos en los colores.- Existen tres tipos de conos: los que son sensibles a la luz roja, los sensibles a la luz azul y los sensibles a la luz verde….El espectro fue descubierto por Isaac Newton en 1666, y luego ampliado en los 1800, hasta hoy día que sabemos va mas allá de los rayos X y Gammas hacia un lado, y en el otro extremo contrario, hacia las ondas de radio cada vez más larga aunque de menor frecuencia que el mencionado anterior extremo. Todo lo que es visible, ya sea a nuestros ojos, o a los aparatos hechos por el hombre, se  dice que es “visible”…pero si hay algo en la naturaleza, que no interactúa con el Espectro “conocido”, se dice es “oscuro o invisible”, como sucede con la energía y la materia oscura del Universo que forman casi el 95% del mismo, o sea del Universo. Un hecho notable al respecto es que, en una noche de luna llena, bien lejos de todo tipo de luz artificial, los colores de nuestras ropas no son perceptibles.

El nombre del planeta “Dagón”, se pierde en la noche de los tiempos-, como se dice. Pero hay una relación de esa palabra  con un dios de los cereales o los granos de trigo en esos pueblos de miles de años antes de Cristo. En el hebreo se le llamaba Dagón palabra que se relacionó con  «pececito», lo que motivó la errónea interpretación de Dagón de «dios de los cereales» a «dios-pez». Estas palabras :“En la noche de los tiempos”, a propósito, es el título de una novela relacionada con seres ET, es un relato corto de horror cósmico, y ciencia, fantástica, escrita por H. P. Lovecraft entre finales de 1934 y principios de 1935, y publicado por primera vez en la revista literaria Astounding Stories en junio de 1936, el año anterior a la muerte del escritor.Howard Phillips Lovecraft , de origen inglés, quien nació en Providence USA, 20 de agosto de 1890, y muere en 1937 un 15 de marzo, con apenas 46 años de edad.-

Fomalhaut, la estrella más brillante de la constelación del Pez Austral (su nombre procede del árabe y significa “la boca del pez”), no sólo es una de las estrellas más brillantes de la noche con 1.1 de magnitud positiva, sino que también es una estrella joven, de solo unos 200 millones de años de edad….nuestro Sol, por ejemplo, se le calcula 5,000 millones de edad.

Es una de las 57  estrella náuticas-Las estrellas náuticas son cincuenta y siete estrellas de primera y segunda magnitud empleados por los marinos para el cálculo de su situación en alta mar y en las verificaciones de su rumbo hace muchos siglos. Es visible antes del invierno hacia el sureste, y luego, de lleno en invierno, se aprecia hacia el Sur y Sur-oeste. Fomalhaut formo parte de las famosas 4 Estrellas Reales Mesopotámicas. Que son: Regulo de Leo, a 77 años luz y 3 veces mayor que nuestro Sol. Aldebarán de Taurus, a 68 años luz y 44 veces más grande que nuestro Sol. Antares de Escorpión, distante a mas de 600 años luz y 730 veces mayor que nuestro Sol, y  Fomalhaut, a 25 años luz y dos veces mayor que nuestro Sol. Miles de años antes de Cristo marcaban los solsticios y los equinoccios.

Como vemos pues, con una sola estrella podríamos amanecer hablando ¡qué le parece!

Mostrar más

Publicaciones relacionadas

Mira también
Cerrar
Botón volver arriba