Opinión

Villanos Héroes y Héroes Villanos

Por: Valentín Medrano Peña

“El tiempo tiende a poner cada cosa en su lugar. Eleva a héroes a vilipendiados históricos, y a ruines miserias humanas a héroes de momentos. La muerte, la cárcel y la persecución a unos infligen vergüenza ante todos, a otros los engrandecen por encima de sus verdugos y los elevan a la inmortalidad” (Twit).

Mi experiencia en el derecho penal, mi incursión en el estudio de la historia de la humanidad, mi interés en los acontecimientos políticos contemporáneos que culminan con apresamientos de líderes políticos y elementos accesorios para producir daños colaterales, me han llevado a la anterior conclusión-twit.

Todo el mundo recuerda a las Hermana Mirabal, son símbolo de resistencia, de lealtad, lucha y amor. Fueron objeto de persecuciones políticas y crimen de Estado, pero casi nadie recuerda a los ejecutores materiales de esos hechos, salvo para escupir a sus marchitos recuerdos. El tiempo borra a unos y eleva a otros, ubica como malvados a los usados como brazo armado por el poder y exalta a la inmortalidad a los marchitados de momento.

La persecución política puede vestirse de diferentes y justificados propósitos, pero si se corre con suerte y la divinidad te acompaña, puede vivirse lo suficiente para ver el acto inicial y la clausura del hecho de oprobio, como ocurriera en Brasil con el caso del expresidente Lula Da Silva, inicialmente uno de los hombres mejor valorados mundialmente, devenido en uno de los más vilipendiados a nivel global, y ahora aparentemente desagraviado por el tiempo y la historia.

Por ello, no hay que temer ser objeto de persecución a cargo del poder, si no te matan, tus mismos verdugos serán testigos de tu reivindicación. Solo la muerte no cura, pero la vida moral paralela del muerto ajado le sobrevive, y puede vivir el beneplácito del reconocimiento de su Inocencia. Lo demás será al final un mal rato como obertura de una vida grande.

Mostrar más

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba